21 jun. 2011

¿Es la hora de África?

Asolado por la delincuencia, la marginalidad, la pobreza endémica, la mala salud y la carencia de insfraestructura mínima, no hacen del continente africano el mejor sitio a la hora de invertir; sin embargo ciertos países como Nigeria vienen trabajando para revertir esa situación.

África puede ser en los próximos años lo que fueron los tigres asiáticos en los años noventa.

Diversos especialistas afirman que se nota un cambio en algunos países como Sudáfrica y Nigeria que mantienen una estabilidad política y los incentivos necesarios para el desarrollo de la micro economía y de las pymes con crecimientos sostenidos que oscilan entre el 6 y el 8 por ciento anual.

Los mayores esfuerzos se ven en la agricultura, las finanzas, las energías alternativas, las telecomunicaciones, la atención médica y la logística.

Nigeria, por ejemplo, es el principal productor de gas y petroleo del continente, pero solo representan el 12% de su PBI, siendo sus principales socios comerciales Estados Unidos, Francia y China.

Sin embargo hay cifras regionales que opacan las buena performance de estos países.


El último informe del Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) señala que de los últimos 50 países con el Índice de Desarrollo más bajo, 40 son africanos.

Cerca de 936 millones de personas viven en África, de ellas, 315 millones lo hacen en la pobreza a pesar de las enormes riquezas del continente.

460 millones tienen dificultades para alimentarse, 50 millones pasan hambre crónica.

300 millones, en su mayoría habitantes de zonas rurales, no tienen acceso al agua potable, 313 millones, carecen de servicios básicos de saneamiento.

Más de 200.000 niños son utilizados como soldados, esclavos domésticos o dedicados a la prostitución.

Más de 78 millones de niños están sin escolarizar, la mayor parte, son niñas.

En África subsahariana hay 28 millones y medio de infectados por el VIH, de los que el 60 por ciento son mujeres.

Solo en dos conflictos: Sudán – Darfur y República Democrática del Congo, se han producido 7 millones de víctimas.


¿Se hablará en el futuro de los leones africanos o siempre será el continente olvidado?

No hay comentarios: